De picnic con Monterroso (+fotos)

Cuando me percaté de que no podría luchar contra Augusto Monterroso, opté por la opción más inteligente: también nos lo llevamos de picnic en la mochila y tengo que confesar que lo disfrutamos y que el Cristo, siempre hospitalario, y Augusto se llevaron de lo mejor.

San Pedro también se portó bien, este 27 no dejó caer ni una sola gota, a pesar de los chaparrones con los que me venía martirizando desde la semana anterior.

El recorrido antes de llegar a la cima que cobija el Cristo fue largo, todo dispuesto para sacarle fotos a mi cámara; pero el olor de las pizzas casi no me dejaba pensar. Por lo que tendrán que perdonarme la falta de imágenes del periplo.  😀

Otro día dedicaré el espacio a Monterroso porque creo que bien vale la pena, pero hoy solo voy a hacerle la promoción con este minicuento:

El salto cualitativo

-¿No habrá una especie aparte de la humana -dijo ella enfurecida arrojando el periódico al bote de la basura- a la cual poder pasarse?

-¿Y por qué no a la humana? -dijo él.

 

Del recorrido:

Del picnic con Monterroso

 

Anuncios

Coméntame aquí

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s